El reto logístico de la vacunación mundial


El reto logístico de la vacunación mundial


Por: Liliana García


Desde diciembre del 2019, el mundo ha tenido que afrontar uno de los retos más grandes en su historia moderna, debido al Covid-19, el cual ha afectado a más de 427,8 millones de personas alrededor del mundo según datos de la OMS.


Esta afectación no solo se ha detenido en la población mundial, sino también ha tocado a industrias importantes como la farmacéutica, automotriz, agroalimenticia, logística y otras más.


Esta situación ha permanecido los últimos dos años y la humanidad, al mismo tiempo, se ha enfrentado a la mayor campaña de vacunación de la historia, movilizando a millones de doctores y expertos de la salud; países como China e India han administrado el mayor número de dosis, con más de 2.500 millones y 1.200 millones respectivamente, seguido por Estados Unidos quien ocupa el tercer lugar, con más de 470 millones.


Si bien el objetivo de esta campaña era aplanar la curva de contagios, muertes y variantes, con la llegada de las vacunas ahora la meta cambió hacia la aceleración de la vacunación para inmunizar a millones de personas en tiempo récord, ¿el desafío?:Cómo distribuir millones de vacunas en tiempo récord para detener la pandemia. Una nueva ingeniería logística y jamás antes realizada a escala mundial.


El camino logístico a la inmunidad en el mundo


Debido a la alta demanda de las vacunas y los esfuerzos gubernamentales de llevar a la población mundial hacia la inmunidad, ahora la producción de las vacunas ya no era el principal problema, sino cómo lograr una distribución equitativa en todo el mundo, significando nuevos retos logísticos en las diferentes regiones, así como los recursos de cada país y la aplicación de las vacunas.


Por su parte, países como Estados Unidos desde el inicio del desarrollo de la vacuna contra el Covid-19, aseguró su apoyo a diferentes regiones del mundo, mediante donaciones las cuales hasta ahora han superado los 437 millones de dosis, mismas que han sido enviadas al extranjero. Mientras tanto el presidente Biden, afirmó que algunos países no han aceptado su asignación completa de donaciones de vacunas debido a las complicaciones logísticas y dudas sobre las vacunas.


Una gran parte de nuestro esfuerzo en este momento, y donde hemos visto desafíos, está en convertir las vacunas en personas vacunadas, lo que significa trabajar en estrecha colaboración con nuestros socios en el terreno y abordar los problemas hiperlocales que pudieran enfrentar los países, señaló Jen Psaki, secretaria de prensa de la Casa Blanca.

Si bien la necesidad de esta inmunidad está alcanzando a todo el mundo, la problemática del como el de llevar las vacunas a donde se necesitan, obtener suministros para administrarlas, almacenarlas a temperaturas ultra frías cuando sea necesario, y aliviar la reticencia entre sus poblaciones se han hecho cada vez más notorias.


Desde la donación hasta su destino


Tomando en cuenta que las vacunas que principalmente se están distribuyendo en el mundo son Pfizer, AstraZeneca, CanSino, Sputnik V, Moderna y Johnson & Johnson, las problemáticas más comunes en su distribución pueden englobarse en cuatro vertientes:


La cadena fría y sus limitaciones:

En cuanto a la vacuna de Pfizer, debe almacenarse a temperaturas de -70°C, mientras que la de Moderna solo a -20°C y las otras vacunas presentan menor exigencia en cuanto al almacenamiento en frío. Después, tienen que ser recibidas y entregadas en los centros de vacunación y hospitales con suficiente personal capacitado y equipos necesarios para una correcta aplicación y monitoreo de pacientes.


El riesgo de las distancias:

En el caso de los envíos internacionales, el transporte se hace vía aérea con el objetivo de entregar las vacunas en el menor tiempo posible, y si bien las grandes distancias “no suponen un problema”, el desafío está en mantener la cadena de frío durante todo el trayecto y para un gran volumen de muestras.


Si bien ya se logró el envío de este gran volumen, otro problema se hace presente: tener el mismo nivel de cuidados, cadena fría y más especificaciones ahora para cada uno de los lotes más pequeños, ya que después de llegar a su destino, las vacunas se dividen para ahora iniciar otro recorrido hacia las diferentes entidades, donde suelen llevar más riesgo de pérdida por golpes o daños.


Los puntos de vacunación:

Una vez pasado el recorrido desde el punto de origen hasta su destino, inicia el reto de encontrar lugares para administrarla, junto con la capacidad de administración de las dosis y el cumplimiento al pie de la letra del protocolo y con cero tolerancias a errores al momento de llevarse a cabo el proceso de vacunación.


Distribución:

Esta dependerá de cada país y de la eficiencia del plan de cada gobierno. Por su parte la Organización Panamericana de la Salud, recomienda seguir unas figuras para la elaboración de un plan nacional, por ejemplo, Argentina, México, Costa Rica, Chile,

Brasil, Panamá y, recientemente, Ecuador, pudieron iniciar sus planes de vacunación gracias a la resolución de esta situación y el apoyo de la población a hacerlo.


El futuro de la pandemia

Si bien el contexto tiene que ser sumamente cuidado, también gracias a estas necesidades mundiales, farmacéuticas y demás instancias gubernamentales han solicitado a las autoridades internacionales la eliminación de algunas de las barreras comerciales y regulatorias existentes a la exportación, así como la adopción de políticas que faciliten y agilicen el suministro fronterizo de materias primas y materiales esenciales para la fabricación de las vacunas, además de promover la generación de más dosis y nuevas investigaciones en temas del Covid-19.


El panorama pinta favorecedor para el mundo y aunque algunos países o regiones estén mejor preparados para este proceso, el mundo se ha unido en apoyo a quienes más lo necesitan.

20 visualizaciones0 comentarios
MicrosoftTeams-image_edited.png