top of page

Impuesto al carbono en el sector logístico es una regulación imperante

Las compañías en el ámbito logístico de México deberán abonar un impuesto al carbono principalmente por las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) que liberan al ambiente. Además, este gravamen también se aplica al almacenamiento y manejo de residuos peligrosos y especiales, así como a la posible contaminación del suelo y subsuelo.


Durante el panel Impuestos al carbono en México y su impacto en las empresas, bajo el marco del The Logistics World Summit & Expo 2024, Guillermina Barrera, especialista en medio ambiente de Revolution Sustainability Partners, aseguró que la imposición del impuesto al carbono en México supone un nuevo desafío para la competitividad del sector logístico nacional.


El impuesto al carbono es una estrategia implementada por los gobiernos estatales y federales para gravar las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) producidas por las empresas. Su objetivo principal es reducir la huella ambiental y contribuir a la lucha contra el calentamiento global.


De hecho, algunos estados de México, entre ellos Baja California, Estado de México, Durango, Guanajuato, Nuevo León, San Luis Potosí, Querétaro, Tamaulipas, Yucatán y Zacatecas, ya están aplicando esta herramienta.


¿En qué consiste la medición de las huellas de carbono para aplicar los impuestos correspondientes?


Barrera señaló que las empresas que emiten más de 25,000 toneladas de dióxido de carbono (CO2) equivalente estarán sujetas a regulación por parte de la federación. Por otro lado, las compañías que generan entre 1 y 25,000 toneladas estarán bajo la supervisión de los estados de la República Mexicana.


Herramientas de una logística sustentable:


  • Captación de agua pluvial: Recoger y aprovechar el agua de lluvia para diversos fines.

  • Energía verde: Utilizar fuentes de energía renovable para operar.


  • Montacargas y transporte eléctricos: Emplear vehículos eléctricos para la carga y el transporte.


  • Drones: Utilizar drones para diversas tareas.

  • Mediciones en carreteras: Realizar mediciones y monitoreo en las vías de comunicación.


¿Cómo medir la huella de carbono de las empresas?


La gestión ambiental en las empresas es un aspecto fundamental y abarca diversos ámbitos. Por lo tanto, es crucial que las organizaciones desarrollen una estrategia para calcular su huella de carbono, ya que lo que no se mide no se puede comprender ni mejorar.

Algunas herramientas para medir las huellas de carbono son: 


  1. Calculadoras de huella de carbono: Estas herramientas permiten estimar las emisiones de gases de efecto invernadero generadas por las actividades logísticas de la empresa. Algunas opciones populares incluyen el Calculador de Huella de Carbono del Grupo Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC) y el Calculador de Huella de Carbono de Carbon Trust.

  2. Software de gestión de la cadena de suministro: Este tipo de software proporciona información detallada sobre las emisiones de carbono asociadas con cada etapa de la cadena de suministro, desde la adquisición de materias primas hasta la entrega del producto final al cliente.

  3. Sensores y dispositivos de monitoreo: Estos dispositivos recopilan datos en tiempo real sobre el consumo de energía, las emisiones de combustible y otros indicadores relevantes para la huella de carbono.


5 visualizaciones0 comentarios

Comments


MicrosoftTeams-image_edited.png
bottom of page